Magia En Los Libros ✿ XXIV

domingo, 2 de septiembre de 2012

¡¡Hola holita amiguitos!! ¿Qué tal habéis pasado el fin de semana? A mi se me ha pasado volando y cada vez que pienso que mañana es Lunes me entran los siete males porque mañana toca trabajar, madrugar, y otra vez lo mismo. Pero bueno, mejor no pensarlo todavía.

Hoy vengo con una de esas frases tan bonitas que plagan las páginas de los libros *o*


“¿Cómo llega a conocerse realmente a la gente? ¿Son los hechos, aspectos concretos acerca de nosotros mismos los que nos distinguen del resto de habitantes del planeta? ¿Son acaso nuestros cerebros los que nos hacen diferentes, la manera en que cada persona está programada con un paquete único de software, datos, hábitos, estructura genética? ¿O es lo que hacemos, las decisiones que tomamos?"
- El designio del ángel de Cynthia Hand -

Es curioso, ¿verdad? Quién no se ha preguntado alguna vez que hace especial a una persona o por qué no podríamos ser distintos. O si realmente conocemos a las personas de nuestro alrededor. Incluso si nos mostramos tal y como somos. ¿Qué nos hace ser como realmente somos? Yo creo que son los actos y las decisiones que tomamos las que nos definen como somos. Aunque no voy a quitar importancia a las circunstancias de nuestra vida o incluso nuestro cerebro.

¿Qué pensáis vosotros? ¿Qué nos hacer ser como somos? ¿Realmente llegamos a conocer a las personas? ¿Llegamos a mostrarnos alguna vez tal y como somos?

6 comentarios:

Liz dijo...

Creo que todos nacemos iguales pero creo que es nuestra cultura, nuestro idioma y las desiciones que tomamos ;)

besos!

✿Esme*Butterfly✿ dijo...

Me gustó mucho esa reflexión del libro. Yo también pienso como tú.

Un besote ^3^

Manuel.m.ad dijo...

Hola.
yo creo que nos hacemos según las situaciones y que podemos llegar a a conocer a las personas aunque estas con el paso del tiempo pueden cambiar.
Un beso.

Nina dijo...

me gusta la cita ;D y tu reflexión estoy deacuerdo!

Nicis dijo...

Una vez, luego de una fiesta (con bastante alcohol de por medio) me preguntaron así en modo filosófico, si pensaba que mi nombre me definía, o sea, ¿sería la misma si me llamara Carla o Camila? Y me quedé pensandolo sin saber qué responder realmente. Ahora creo que si bien mi nombre no me define, es una parte de mí que ayuda a ello, junto con mis actos, mi forma de ser, mis opiniones y mis pensamientos. Con todo eso, ¿cuándo vamos a ser capaces de conocer realmente a los otros?

Besitos C:

Natalia (Arte Literario) dijo...

Una buena pregunta que, seguramente, más de uno de nosotros nos la hemos hecho!
Feliz lunes, guapa!
Besos